El japonés Yasutaro Koide, reconocido como el hombre más longevo del mundo por el Récord Guinness, murió hoy a los 112 años en la ciudad nipona de Nagoya.

Koide nació el 13 de marzo de 1903 y alcanzó en agosto el título del hombre vivo más viejo del mundo, tras la muerte del también japonés Sakari Momoi, quien le superaba en edad por aproximadamente un mes.

El anciano vivió la mayor parte de su vida en la ciudad japonesa de Nagoya, donde falleció por causas que no trascendieron y tras permanecer internado desde principios de año en un hospital, informó la cadena pública NHK, citada por EFE.

Edición digita

Canal Universal