BUSTAMANTE Y RIVERO. El vigilante Óscar Santos Cruz Córdova (29) se enfrentó valientemente a seis sujetos encapuchados y armados, resultando gravemente herido al recibir tres impactos de bala.
Por la gravedad de su salud lo trasladaron ayer al área de emergencia del hospital Honorio Delgado Espinoza.
El asalto frustrado se produjo en un campamento minero ubicado en el sector Torrecillos, en el distrito de Cháparra, provincia de Caravelí. El hecho ocurrió en horas de la noche del último martes.
Según narró el vigilante de la empresa minera “Nueva Santiago”, él se encontraba dentro un torreón cuando observó una camioneta color blanca de donde bajó un sujeto preguntando una dirección.
Luego descendieron seis sujetos con armas de fuego y realizaron disparos a quemarropa. Tras la balacera, los delincuentes huyeron del campamento.
“Me cayeron dos disparos en el pecho, pero mi chaleco antibalas me protegió. Luego recibí un disparo en el cuello y salió por la espalda”, manifestó.
El vigilante fue llevado por la Policía hasta el centro de salud de la zona, luego lo trasladaron al hospital de EsSalud de Chala, pero tuvo que ser referido al Honorio Delgado de Arequipa para ser tratado.
El caso es investigado por la Policía de Cháparra.
Los delincuentes habrían fugado hacia el sector de Pausa, región Ayacucho.
El alcalde del distrito de Cháparra, Valerio Condori Mamani, indicó que se trataría de un problema personal del vigilante, ya que los atacantes no ingresaron a robar. Pidió esperar los resultados de la investigación.
El joven vigilante sería natural de la ciudad de Cusco y trabaja en la mina cerca de un año.
Según su diagnóstico, el proyectil no dañó órganos internos.

 

Texto: Jorge Núñez Patiño
jnunez@editoramultimedios.pe

inmobiliaria
fleming

Edición digita

Publicidad