Pobladores se quejaron por la presencia de dos personas libando licor en horas de la mañana en la Plaza de Armas de Arequipa. Las calles y las plazas públicas no son lugares para el consumo de bebidas alcohólicas.

Los vecinos reclaman que la Policía y el Serenazgo cumplan con su tarea de vigilancia y hacer cumplir las ordenanzas vigentes.

El Abasto
La Joya

Edición digita

La Joya alteral