Catorce personas han fallecido y 475  están heridas a causa del terremoto de magnitud 6,4 que sacudió esta madrugada el sur de Taiwán. Según indicó el centro de emergencias, al menos 230 personas pudieron ser rescatadas, mientras que todavía hay decenas bajo los escombros. 

La tragedia se produce casi en la víspera de la mayor festividad anual de Taiwán, la del Año Nuevo Lunar, en la que millones de taiwaneses vuelven a sus hogares familiares en el sur de la isla.

La mayoría de las víctimas mortales, doce, incluida una niña de solo diez días, se encontraban en el edificio Weiguan Jinlong de Tainan, en el que pueden estar atrapados algunos de los 153 desaparecidos, que sus familiares suponen que estaban en ese lugar durante el terremoto.

vitplanet

Edición digita

Buscas casa

Publicidad