Un espacio de casi 3.5 hectáreas del complejo arqueológico de Toro Muerto, ubicado en el distrito de Uraca – Corire, provincia de Castilla fue recuperado por el Ministerio de Cultura durante una intervención extrajudicial.

Se logró retirar a invasores de la zona, quienes habilitaron el terreno para el cultivo de frutales, instalando mangueras y tuberías, y hasta una especie de reservorio (poza recubierta de geomembrana) de 2 metros de profundidad y de 11 x 8 m2 de perímetro. La intervención contó con la presencia del procurador público de la sede central del Ministerio de Cultura, Javier Paredes Sotelo y el director de la Dirección Desconcentrada de Cultura de Arequipa, Franz Grupp.

Los invasores pusieron resistencia a la intervención, por lo que el procurador del Ministerio de Cultura explicó que el espacio que ocupaban ilegalmente pertenece al complejo arqueológico de Toro Muerto, declarado patrimonio cultural de la Nación, por lo que se procedió a retirar todas las construcciones realizadas hacia la parte externa de la zona intangible.

Toro Muerto, es considerado el repositorio de arte rupestre más grande del mundo y actualmente tiene aproximadamente más de dos mil petroglifos registrados.

inmobiliaria
vitplanet

Edición digita

aire acondicionado
Buscas casa

Publicidad