Tres fallecidos, un civil y dos militares, dejó una emboscada terrorista en el Vraem la madrugada de este sábado. El ataque contra una patrulla militar que trasladaba material para los comicios presidenciales se efectuó en el distrito de Santo Domingo de Acobamba, región Junín.

El presidente de Perú Ollanta Humala, durante una conferencia de prensa condenó el atentado y expresó sus condolencias a los deudos de estas tres víctimas, considerando esta acción como un “acto demencial” y sostuvo que el terrorismo y aquellos que se coluden con él no tienen cabida en la sociedad peruana.

“Este atentado es una “llamada de atención de que todavía hay que hacer más” para luchar contra las huestes terroristas en la convulsionada zona del Vraem”, expresó.

Finalmente Indicó que las Fuerzas Armadas y la Policía se encuentran listos para resguardar los locales de votación el día de mañana.

Edición digita

Buscas casa

Publicidad