PAUCARPATA. Richard Apaza Hernani debe cuidar muy de cerca a sus hijos para evitar que salgan lastimados mientras juegan en el único parque de la Urb. Manuel Prado, del distrito de Paucarpata.
Es que el centro de diversiones se ha vuelto un peligro para los niños que a diario van a jugar, un 40% de los juegos de este parque están dañados o rotos. Algunos de los juegos han sido reparados por los mismos padres ante la insistencia de sus hijos.

fleming

Edición digita

Publicidad