CERRO COLORADO. A raíz del asesinato de un dirigente de Apipa el pasado fin de semana, autoridades y dirigentes de Cerro Colorado ayer participaron en una reunión de emergencia para adoptar medidas que refuercen la seguridad en el distrito.
El burgomaestre Manuel Vera Paredes encabezó el evento y dio a conocer que en sesión de concejo extraordinaria, previa a dicha reunión, aprobaron una ordenanza que prohíbe otorgar autorización para eventos nocturnos en la vía pública hasta el 31 de diciembre.
Este anuncio fue bien recibido por los dirigentes, ya que consideraron que solo con un mayor control se puede evitar atentados contra la integridad de los pobladores.
“Contempla sanciones y multas para los organizadores y dueños de locales. Vamos a ser enérgicos en el cumplimiento de este documento, y esperamos que las demás autoridades nos apoyen”, agregó.

La reunión de emergencia congregó a los dirigentes de todas las asociaciones de vivienda.

La reunión de emergencia congregó a los dirigentes de todas las asociaciones de vivienda.

Las multas van hasta las 2 UIT para quienes incumplan con lo dispuesto en la ordenanza, que será publicada los siguientes días.
La autoridad edil lamentó que se hayan registrado atentados como en la capital del país. “No lo vamos a permitir, y para ello hemos solicitado la participación de los dirigentes. Ellos nos informarán si se pretende hacer este tipo de bailes en sus asociaciones, y actuaremos de inmediato”, remarcó.

OTRAS ACCIONES
La municipalidad también adoptará otras acciones complementarias para reforzar la seguridad en los más de 236 pueblos que conforman dicho distrito.
Ahora se difundirá la relación de las unidades vehiculares de serenazgo, de acuerdo a las zonas que les corresponde, para que los vecinos puedan tener un mayor control ya que podrán verificar el número de placa de rodaje.
Paralelamente se impulsará, con una mayor participación, los programas preventivos con los jóvenes, tales como “Jóvenes al rescate” y “Brigadas de autoprotección”.
Vera Paredes recomendó a los padres de familia que tengan un mayor control sobre sus menores hijos, ya que en varias oportunidades se reúnen en los parques a libar licor, integran pandillas, consumen drogas y no asisten a sus colegios.
MáS CONTROL
Al consultar a los dirigentes sobre la inseguridad, que se está incrementando, mencionaron que la principal causa ha sido la invasión de terrenos, y que la responsabilidad es de la municipalidad provincial y el gobierno regional, pues las zonas ocupadas son propiedad de ambas entidades.
“Queremos que tengan un mayor control y no se dejen sorprender con las personas que dicen tener necesidad de vivienda y luego venden sus lotes”, aseveraron.
Al culminar la reunión, las autoridades y los representantes de las asociaciones de vivienda se comprometieron a trabajar juntos para mejorar la seguridad en el distrito cerreño, y así los pobladores puedan tener una vida sin violencia ni delincuencia.

El Abasto
La Joya

Edición digita

La Joya alteral