Puno. Luego de que el representante de los revocadores, Darío Maquera, presentó la solicitud para adquirir el kit de revocatoria, el alcalde de Puno, Iván Flores, se mostró confiado en el fracaso de la revocatoria con las siguientes palabras.
“En realidad, para nosotros (la revocatoria) es una gran oportunidad para poder evaluar las acciones que tomamos y para explicar a la población lo que se está haciendo”.
Seguidamente dijo que su revocatoria le servirá para “redoblar esfuerzos”.
La medida planteada por los revocadores obedece a la falta de planeamiento en la gestión del concejo, tal como lo explicó el dirigente Maquera.
Ante ello, el alcalde afirmó, cifras en mano, que su gestión obtuvo cerca de 41 millones el año 2015 y 53 millones de soles para el 2016.
En la provincia de Puno se necesita que 43 mil 001 electores firmen el planillón electoral y más del doble de esta cantidad vote a favor de la revocatoria al alcalde. Además, la revocatoria apunta a otros tres regidores oficialistas, por lo cual, el posible reemplazante de Iván es ignorado.

La Joya
El Abasto

Edición digita

La Joya alteral