El cádaver de un niño, de ocho años de edad, identificado como Alejandro Totora, fue hallado esta mañana en la playa de Pucchún en la provincia de Camaná, a la altura del kilómetro 819 de la carretera Panamericana Sur.

La madre del menor ayer denunció ante la Policía Nacional, la desaparición de su hijo en circunstancias que salió a bañarse a un canal de regadío de la zona y no regresó.

Un agricultor de Pucchún halló esta mañana el cuerpo del pequeño que fue varado por el mar, siendo reconocido por la madre.

El Abasto

Edición digita

Yoga
Anuncia aqui
Via Whatsaap