Italia. El suicidio de una joven que luchó durante meses para que retiraran de Internet un video sexual provocó este jueves polémica e indignación en Italia, que pide el derecho al olvido por las redes.

Tiziana, una joven de 31 años, se ahorcó el martes en la casa de su tía, en Mugnano, cerca de Nápoles (sur), agobiada y humillada al haberse convertido en objeto de todo tipo de burlas sexuales.

Todo empezó hace un año, cuando la joven envió a su exnovio, así como a varias amigas, un video de ella teniendo relaciones sexuales con un amante, que terminó en las redes sociales.

Sin embargo, casi un millón de usuarios vieron el video, que fue divulgado en Facebook y Twitter y otras plataformas inclusive en webs para solo adultos, sin que ella lo supiera.

Avergonzada se trasladó a vivir a otra región, Toscana e intentó cambiar de identidad, sin que su pesadilla terminara.

Después de una difícil batalla legal, Tiziana logró que el video fuera retirado de varios motores de búsqueda, sin embargo, fue condenada a pagar 20.000 euros por gastos procesales, lo que llevó a la joven a acabar con su vida.

inmobiliaria
vitplanet

Edición digita

aire acondicionado
Buscas casa

Publicidad