Cercado. Arequipa fue declarada ayer en emergencia porque la empresa Sedapar no tiene suficiente agua potable para abastecer a sus más de 1 millón 143 mil usuarios. Este problema ya comenzó a generar cortes del servicio.
El presidente del directorio de Sedapar, Hugo Aguilar, informó que actualmente tienen una licencia de uso de agua de mil 960 litros por segundo (l/s), pero la demanda creció a más de 2 mil 315 l/s.
Esta situación generó que durante setiembre alrededor de 65 mil conexiones se hayan visto afectadas con la racionalización del recurso, es decir unos 250 mil ciudadanos.
mpa aprobó solicitud
La solicitud de emergencia fue expuesta ayer en sesión de concejo ordinaria del municipio provincial. En la reunión sorprendió la presencia de Aguilar, quien después de esperar media hora expuso la problemática de Sedapar. Luego de escuchar, los regidores aprobaron la declaratoria de emergencia por 6 meses.

Aguilar explicó que el problema del déficit de agua potable se debe a la negativa de la Autoridad Nacional de Agua (ANA) de dotarles más líquido del sistema de represas.
“Se pidió en el 2007 al ANA que se incremente la licencia de agua en 800 litros por segundo, para la planta de Tratamiento La Tomilla II. Necesitamos cubrir el déficit actual de 355 litros por segundo, que genera el desabastecimiento del sistema de agua potable”, explicó.
Ante esta situación, el director de la Autoridad Administrativa de Agua I Caplina Ocoña, Issac Martínez Gonzales, lamentó que Aguilar mienta. Aseguró que a su oficina no llegó ningún pedido de ampliación de licencia de agua, incluso el pasado 14 de agosto, durante la visita del presidente Pedro Pablo Kuczynski a Arequipa, le solicitó a Aguilar una reunión para analizar la distribución del agua, y Aguilar hasta la fecha no lo busca.
“Dice que desde el 2007 solicitaron mayor licencia, pero yo no tengo ningún pedido, solo recibí un documento donde una constructora solicita licencia para dar más agua a La Tomilla II, díganme cómo voy a dar el recurso hídrico a pedido de una empresa privada. Sedapar debería hacer ese pedido”, explicó.
Sin ánimos confrontacionales, Martínez pidió a Aguilar que se acerque a su oficina o que lo invite a la suya para que dialoguen sobre cómo ampliar la licencia de agua sin perjudicar a otro sector. El titular del ANA se comprometió a dar una parte de los 800 litros por segundo que se pide, y espera que esta vez Aguilar acuda a su llamado.

Texto: Libertad Merma Torres
lmerma@editoramultimedios.pe

El Abasto

Edición digita

Yoga
Anuncia aqui
Via Whatsaap