Puno. ¡Alarmante! Pese a las quejas de los vecinos del barrio Bellavista sobre el funcionamiento de cantinas ilegales e informales en varias cuadras de la avenida Floral, la Municipalidad Provincial de Puno, no interviene para el cierre de estos locales.
Ayer en la mañana el vecino del sector en mención, identificado como Mauricio Machaca, muy fastidiado e incómodo, informó que la mayoría de los huariques están ubicados en los jirones Ferrocarril, 29 de Junio, pasaje San Felipe Riveros y alrededor de 5 cantinas en la avenida Floral, a la altura de la cuarta, quinta y sexta cuadras.
El vecinos refirió que las propietarias de los locales ubicados en la avenida Floral, permiten que los consumidores conviertan las veredas en urinarios públicos, dejándolas completamente sucias.
“Da asco, el olor es nauseabundo y es peor durante el día…el transeúnte ya no puede ni circular con tranquilidad por la pestilencia, ni siquiera son capaces de baldear el lugar”, dijo.
A raíz de cantinas informales y presencia de alcohólicos, las noches en Bellavista, sobre todo en las avenidas Floral, Costanera, jirones Lampa, Ferrocarril, pasaje San Felipe Riveros y otras vías, se tornan peligrosas. “En reiteradas oportunidades hemos llamado a la unidad de Serenazgo y policía para el constante patrullaje y a las oficinas de la comuna local, para el cierre definitivo de estos huariques, sin embargo no hay respuesta”, concluyó.

Edición digita

Canal Universal