La cuenca del río Ramis evidencia una grave contaminación por relaves mineros y minería ilegal, contaminando sus afluentes con metales pesados (arsénico, plomo, manganeso) y sustancias tóxicas (mercurio, cianuro) afectando el agua para los pobladores, la agricultura y ganadería.

La intención de buscar una solución al álgido problema que genera la minería informal ubicada en la cabecera de la cuenca, la misma que afecta a los pueblos comprendidos en dicha cuenca hace más de tres décadas atrás.

Al respecto, este miércoles 19 en el municipio de Putina, se llevará a cabo el II Encuentro de Afectados de la cuenca Ramis, cuyos temas a abordar son creación de la ley que declara de interés y necesidad pública el tratamiento de las aguas del río Ramis y la construcción de la represa Huacchani.

El Abasto

Edición digita

Canal Universal