fc691ecd-ba90-4bbf-8f65-2eb1bb32a8e0

Como se sabe, el Gobierno Regional de Puno, producto de la incapacidad de sus funcionarios, se encuentra en los últimos lugares de ejecución presupuestal con un 38.8% a nivel nacional, a puertas de terminar el 2016; en mérito a ello corre el riesgo de revertir al tesoro público del Ministerio de Economía y Finanzas (MEF) la suma de 63 millones con la fuente de financiamiento Recursos Ordinarios para la ejecución de proyectos.

Los proyectos con mayor saldo de la fuente de financiamiento Recursos Ordinarios a la fecha son la Construcción de la carretera Lampa – Cabanilla – Cabanillas, el cual reporta a la fecha más de 20 millones de soles, el proyecto de la Carretera del circuito lago Sagrado de los Incas (Capachica – Llachón) tiene un saldo de 7 millones de soles y el proyecto de la Carretera Macusani – Abra Susuya con un saldo de 6 millones de soles. Cabe indicar que el gerente general de la entidad regional, Ernesto Calancho Mamani, dijo que tenía pocas esperanzas que el asfaltado de la carretera Lampa – Cabanilla – Cabanillas se iniciaría durante el presente año 2016, debido a que el Organismo Supervisor de Contrataciones de Estado -OSCE- se pronunciaría en dos meses sobre el reclamo presentado por la empresa perdedora (Consorcio Cabanillas B). A su vez fue consciente en admitir que se podría devolver dicho presupuesto, no obstante el MEF lo estaría reintegrando en el 2017.

Edición digita

Via Whatsaap
Anuncia aqui