Cercado. Mientras que en la capital de la República reina la incertidumbre, con respecto al desenvolvimiento de los equipos que virtualmente están en semifinales, junto a FBC Melgar; en Arequipa se perciben aires distintos.

.

Sobretodo de seguridad y fortaleza, los cuales van generando confianza en la hinchada, ávida por lograr algo único en el fútbol characato: un bicampeonato nacional.

.

La regularidad que ha alcanzado Melgar en su juego (que debe ser pulido, eso sí) no nace por sí sola, sino que es fruto de las buenas decisiones deportivas que se han estado dando en los últimos años. Valgan verdades, aún se está lejos de ser suficiente en un plano internacional, pero se van sentando las bases de algo sumamente prometedor para el ‘Dominó’.

.

Edición digita

Anuncia aqui
Via Whatsaap