Puno. Marely Quispe (35), denunció ante los detectives del Departamento de Investigación Criminal, que fue víctima de robo por tres sujetos, quienes el último martes en la tarde la abordaron e intimidaron con lo que sería una pistola.
La víctima habría sido obligada a retirar 10 mil soles del banco para dárselo a un sujeto que dice tenía 1 kilo y medio de oro y que la amenazó con dañar a su familia si pedía auxilio.
Sin embargo, la policía presume que en realidad la mujer fue víctima de estafa y que la víctima permaneció varias horas con los supuestos hampones. Las cámaras de seguridad del banco darían a conocer la identidad de los sujetos.

El Abasto

Edición digita

El abasto2