OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Puno. ¡Lamentable! Tras las amenazas que recibió en dos oportunidades el consejero de Puno, Walter Paz Quispe Santos, mediante su correo eléctrico, donde implican a su hija y a su madre, el fiscalizador pidió garantías personales para su familia a la Prefectura Regional.
Estas amenazas vienen del entorno del gobernador regional, por las denuncias que hice a su esposa quien proveyó al GRP. “Sería un consultor del FAG, consejero y funcionario de educación”, esos datos proporcionaré a la Policía Nacional. Ya tomé las precauciones del caso en mi casa y trabajo, dijo.
En el correo el contenido es amenazante con palabras irreproducibles donde dice que no se meta con doña Amelia ni su jefe Maximiliano.

Edición digita

Anuncia aqui
Via Whatsaap