Puno. Escenas dramáticas protagonizaron ayer tres niños del distrito de Atuncolla ante la Corte Superior de Justicia (CSJ) Puno, quienes con carteles en mano, pidieron con lágrimas en los ojos la liberación de su padre que actualmente está recluido en esta institución por incumplimiento de pago de pensión de alimentos.
Lenin Erquínigo Borda, de 13 años de edad, el mayor de los tres menores, narró que su padre fue detenido el viernes último al mediodía, luego de haber sido denunciado por tercera vez por el hermano de la otra pareja de su progenitor, pese a que este cumpliría con sus deberes.
“Sí le daba mantención a ese hijo… yo no quiero que mi papá vaya a la cárcel”, exclamó sollozando.
¿MANIPULACIÓN?
Lenin negó que esta medida haya sido maquinada por su madre o algún familiar, y que incluso nadie sabía que estaban en Puno, lo cual causa total extrañeza.
“Yo he visto en periódico, igualito queríamos hacer por mi papá… (…) nadie sabe que estamos aquí (Puno)”, dijo.
Según versión de los tres niños, la madre que se encontraría mal de salud, se dedica a las labores del campo en la zona rural de Atuncolla.

DOLOR
Al margen de que si fueron o no manipulados, los niños claramente evidencian el gran dolor que les causa esta situación.

La Joya
El Abasto

Edición digita

La Joya alteral