Cinco bebés fallecieron en el hospital Santa Rosa en Piura debido a la presencia de una bacteria causante de una infección intrahospitalaria. Otros cuatro bebés prematuros se encuentran bajo observación.

.

Según el director regional de Salud, César Morón, como medida de prevención se estableció que los bebés sean aislados para evitar que adquieran o propaguen la bacteria.

.

“Es aislar no porque puedan ser peligrosos sino porque no puede en esa unidad entrar otro niño porque podría contaminarse”, indicó a la prensa.

.

En ese marco, remarcó la necesidad de crear otra unidad para recibir a futuros bebés prematuros hasta que se pueda controlar la situación.

.

“Tenemos los equipos ya adquiridos y en almacén y lo único que nos falta es romper algunas paredes, cambiar algunos revestimientos, colocar aire acondicionado, conexiones de agua y con eso ya podrían empezar a funcionar como camas adicionales de Cuidados Intensivos Neonatales”, agregó.

.

 

El Abasto

Edición digita

Yoga
Via Whatsaap
Anuncia aqui