Juliaca. Vecinos y comerciantes de la primera cuadra de la avenida Huancané se vieron perjudicados con el estancamiento de aguas a causa de los trabajos que realiza la empresa contratista EQUS en este sector de la ciudad.
Comerciantes que se especializan en la venta de materiales de construcción, además de otros negocios, manifestaron que su primera intención fue abrir un canal para que el agua se fuera retirando pero que algunos vecinos no habrían permitido esta acción, tomando actitudes incluso matonescas para impedirlo.

Sandra Mamani, comerciante de la primera cuadra, manifestó que debido a las últimas precipitaciones el agua se fue empozando en el sector, llegando incluso a ingresar a los puestos de venta; por ello se ven obligados a pedir una solución a los principales involucrados ya que algunos vecinos también estarían impidiendo abrir una canaleta ya que sus negocios se ven afectados y las ventas habrían bajado.

“Todo este sector se ha convertido en una laguna, donde los triciclos y motos con carga se voltean, incluso una pequeña niña se cayó y casi de ahoga”, manifestó.
Asimismo, exigen a las autoridades que esta cuadra también sea incluida en los trabajos de mejoramiento de la avenida ya que los trabajos se inician desde el jirón Miraflores.

Edición digita

Canal Universal