El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, y su esposa, Melania, pusieron este viernes el broche de oro a su fiesta de investidura al ritmo de “My Way”, de Frank Sinatra.

.

El nuevo presidente fue recibido con aplausos y ovaciones por centenares de personas en el Centro de Convenciones de Washington. Melania se convirtió en el centro de todas las miradas con un vestido de color blanco sin hombros, diseñado por ella misma y Hervé Pierre, el exdirector creativo de Carolina Herrera. El vestido sorprendió con una delgada cinta roja de falla en la cintura y con una atrevida hendidura que dejaba ver las piernas de la nueva primera dama. (Con información de EFE).

.

Tinajani2017
El Abasto

Edición digita

El abasto2