Los ronderos de las diferentes bases de Macusani, encabezados por el presidente de la ronda provincial, Jorge Calsina, tras la denuncia de la desaparición de una menor, se dirigieron hasta el lugar conocido como Laguaña, donde vive su abuelita, para realizar la búsqueda por los lugares aledaños.

Los ronderos salieron de Macusani a las 4 de la madrugada aproximadamente (unos 20 ronderos), llegando al lugar casi a las 2 de la mañana (2 horas de viaje, 1 hora en carro y 1 hora caminando); al constituirse en el lago Wiscca Ccocha vieron que en el agua se encontraba una zapatilla que pertenecía a la menor, y luego de buscar con palos encontraron sumergido el cuerpo de Benita Inés Guzmán Huaquisto, quien se había amarrado del cuello con una soga y al otro extremo estaba una piedra grande, la cual fue lanzada al fondo del lago para que jale el cuerpo y quedar sumergido en las gélidas aguas de este lago.

Los familiares de la menor, así como el padre de Inés, al ver tan macabra escena empezaron a derramar lágrimas y no podían entender el porqué había tomado tal decisión inexplicable.
Tras el hallazgo; el presidente de la ronda, Jorge Calsina, informó a las autoridades policiales que al tomar conocimiento inmediatamente informaron al fiscal de turno, quien autorizó realizar el levantamiento del cadáver, para luego internarlo en la morgue del hospital de Macusani.

inmobiliaria
Velatorio San Jose
fleming
Yomax

Edición digita

Velatorio San Jose

Publicidad