Juliaca. Hace menos de un mes un integrante de la banda “Las Chatas” fue intervenido por el Grupo Terna y ayer volvió a ser retenido por enardecidos pobladores tras ser sindicado de hurtar un teléfono.
El hecho se registró al promediar las 18:00 horas del domingo en el cruce de los jirones Mariano Núñez y Cahuide.
Según contó el agraviado Daniel Juan Hancco Sucari (33), cuando transitaba por la mencionada calle, fue Alfredo Apaza Huamán (44) alias “Viejo” quien hábilmente tomó el teléfono del bolsillo posterior del lado derecho.

De inmediato la víctima se percató del robo y tomó del brazo al “viejo” para pedir ayuda de los pobladores. Tras la llegada de los vecinos del lugar y personal de Serenazgo junto a policías, se hizo el registro de las pertenencias de Alfredo Apaza a quien se le encontró el celular marca Motorola, de color negro valorizado en más de 200 soles.
El fiscal Gonzalo Alberto Pizarro Flores, de la Primera Fiscalía Provincial Penal Corporativa de San Román, realiza las investigaciones del caso.
Se supo que en la comisaría Daniel Hancco y Alfredo Apaza resultaron ser amigos, quedando de mutuo acuerdo para no denunciar robo.

ANTECEDENTES
Cabe señalar que Alfredo Apaza Huamán (44), fue detenido el pasado 12 de marzo por el Grupo Terna por el mercado Las Mercedes junto a Julio Guillén Quispe (52), Rocío Fernández Enríquez (47) y Yudith Noemí Pineda Mamani (22) con varios teléfonos que fueron sustraídos a los transeúntes.

NO DENUNCIAN
En esa oportunidad los efectivos de la Policía Nacional del Perú recepcionaron las llamadas de los propietarios de los teléfonos, pero algunos no se encontraban en la ciudad y no fueron a presentar la denuncia por robo contra los cuatro sujetos quedando en libertad en 24 horas.
“En caso de robo o asalto los agraviados deben de presentar una denuncia en la Comisaría, para que el presunto delincuente en caso de reincidencia sea llevado a prisión por robo” indicó un policía.

inmobiliaria

Edición digita

aire acondicionado
Buscas casa

Publicidad