Puno. Los niños y jóvenes con necesidades especiales del Centro de Educación Básica Especial “Niño Jesús de Praga” de Puno participaron ayer en un pasacalle a fin de sensibilizar a la población y autoridades sobre sus derechos.

.
Esta actividad se desarrolló también por el 40° aniversario de este plantel educativo, el mismo que fue fundado el 29 de abril de 1977.
El director de esta institución, Robin Gutiérrez, indicó que actualmente atraviesan una serie de problemas como la carencia de materiales, mobiliario y computadoras.
31 niños y jóvenes con síndrome de Down, retardo mental y parálisis cerebral, y 105 estudiantes con discapacidad leve se atienden en este centro de educación especial.

inmobiliaria
vitplanet

Edición digita

aire acondicionado
Buscas casa

Publicidad