Tacna. Para los comuneros de las localidades andinas de la provincia Tarata, “majadero es el señor Jiménez”. La reacción de los comuneros se debe a que el gobernador regional Omar Jiménez cuestionó la oposición de las comunidades a la construcción del canal Vilachaullani por los daños que ocasionaría.

.
El presidente de la unión de comunidades indígenas de la región Tacna, Benancio Miranda, y el presidente de la comunidad campesina de Sitajara, Pedro Chambilla, acudieron ayer al consejo regional para manifestar su oposición a la construcción del canal.

.
“Majadero es aquél que sabe estudiar, que ha estado en las universidades donde son doctores y que engañan a la gente que es humilde. Majadero es el señor Jiménez. ¿Dónde están los 90 millones de Southern? ¿Dónde está la Sonrisa Feliz?”, se preguntó Miranda.

.
El presidente de la comunidad campesina de Sitajara señaló que la construcción del canal afectará al cerro Apu Komayle, del cual reciben agua hasta cinco comunidades en Tarata.

.
Chambilla dijo que el Proyecto Especial Tacna (PET) excavó pozos a casi tres kilómetros del Apu Komayle para alimentar de agua al canal y que la afectación comenzará cuando entren en funcionamiento.

.
“Quieren traer agua para la ciudad de Tacna, pero creando problemas para la parte andina, a las comunidades campesinas. Nosotros no vivimos de aguas superficiales. Vivimos de aguas subterráneas”, dijo Benancio Miranda.

.
Por su parte, Chambilla planteó que el PET construya represas en zonas de mayor altitud que garanticen el agua para las comunidades y fortalecer la cuenca de Tacna.

.

PROYECTO ESPECIAL

.
Al respecto, el gerente de estudios del PET, Max Vidal, negó que el canal Vilachaullani vaya a utilizar agua subterránea ni que vaya afectar el ecosistema de la zona andina.

.
Asimismo, dijo que el proyecto cuenta desde el 2013 con la licencia social de la comunidad campesina de Mamuta y de cinco propietarios privados, que es por donde el gobierno regional busca construir el canal Vilachaullani. “El canal va a estar a cuatro metros de profundidad bajo tierra y no afectará la labor cotidiana de las comunidades”, precisó Vidal.

La Joya
El Abasto

Edición digita

La Joya alteral