Tacna. Serias irregularidades en la ejecución del proyecto de mejoramiento de la infraestructura y equipamiento de los laboratorios de la escuelas de Ingeniería en Industrias Alimentarias y de la Facultad de Educación, Comunicación y Humanidades pondrían en riesgo el ansiado licenciamiento de la Universidad Nacional Jorge Basadre Grohmann (UNJBG).

.
Así lo advirtió ayer, en conferencia a la prensa, Jorge Ochoa Pareja, miembro de la comisión de fiscalización de la UNJBG, quien denunció que laboratorios de Ingeniería en Industrias Alimentarias son inutilizados por los estudiantes a pesar de deficiencias técnicas en su mejoramiento ejecutado en el 2014.

.
“Los laboratorios y las instalaciones de servicios no cumplen con lo establecido en el Reglamento Nacional de Edificaciones. En el equipamiento hay una serie de irregularidades que fueron encubiertas por los responsables, ocasionando un daño económico a la universidad, al no haber considerado las exoneraciones que tienen las universidades y al haber sobrevalorado los precios de los diferentes equipos de forma fraudulenta. Se ofrecieron equipos de marca pero se entregaron equipos de dudosa procedencia”, señaló Ochoa Pareja.

.
Similares deficiencias halló Ochoa Pareja en las remodeladas instalaciones de la escuela de Educación, cuya infraestructura no cuenta con redes de data, luces de emergencia, señales de seguridad y deficiencias en el sistema eléctrico.

.
“La Sunedu va a verificar la infraestructura de todas las facultades incluídos sus laboratorios y con esas deficiencias dudo mucho que nuestra universidad pueda obtener el licenciamiento de la Sunedu”, remarcó.

.
Jorge Ochoa informó que toda la documentación que sustenta las irregularidades en la ejecución de los proyectos de inversión fueron entregados al rector Adilio Portella, para que inicie las acciones administrativas y penales contra los responsables de la obra.

vitplanet

Edición digita

Buscas casa

Publicidad