Puno. A pedradas y balazos fue desalojada toda una familia por parte de quienes serían sus propios parientes lejanos.

.
La familia Valdivia Quispe denunció ante algunos medios de comunicación que el último lunes al promediar las 11:30 horas, la familia Tisnado Ruelas y más de 50 policías, los desalojaron por la fuerza e injustamente de sus terrenos ubicados en la comunidad de San Antonio de Umayo, de Atuncolla.
Según Hugo Valdivia Quispe, uno de los afectados en este desalojo, aquella mañana los efectivos no tuvieron reparo en disparar con balas (al parecer perdigones) y de lanzarles bombas lacrimógenas. “Incluso hasta los policías nos han lanzado piedras”, dijo Hugo.

.
Hugo, quien era acompañado de su progenitora Martina Quispe Flores, señaló que estas tierras se habían disputado desde hace 10 años y que recientemente ellos se enteraron.
De este desalojo violento resultaron heridos Primitivo Monteagudo Barrios (48) y su esposa Ermelinda Valivia Quispe (39), al igual que el anciano Cirilo Valdivia Tisnado (79). Ellos están hospitalizados por presentar moretones y heridas por perdigones. La más grave sería Ermelinda a quien le habría caído una bomba lacrimógena en la cadera. Los desalojados y su vez agredidos, dijeron que denunciarán los hechos ante las autoridades.

vitplanet

Edición digita

Buscas casa

Publicidad