¡Triste! Al parecer no soportó más los engaños e indiferencias de su esposa y porque sus hijos no tenían qué comer, fue la causa de la fatal decisión de Policarpio Ramírez Barrios (46), quien envenenó a sus hijos Soladi 4 y Alvaro (9) años, dándoles yogur mezclado con ‘racumín’ y, finalmente, él se autoeliminó.

Ayer en el cementerio central del distrito de Paucarcolla, pasado el mediodía, se cumplió con el entierro de los hermanitos y su padre Policarpio Ramírez; allí los tíos de los angelitos, prefirieron no mencionar nada sobre el principal motivo de esta fatal decisión. No obstante se rumoreó que la principal razón fue una supuesta infidelidad de la madre de los pequeños fallecidos, de nombre Eugenia Llanos Mamani, quien habría engañado a su padre con otro hombre en la ciudad de Arequipa.

Supimos que existe un audio el que ya estaría en manos del Ministerio Público, en el que la pequeña de 4 años, manifestaría a su tío, que su madre tiene otro chico y decía que no tenían nada para cocinar, más que solo chuño, que su padre le dijo que los tres se irían muy lejos. Por el hambre le pidió a su tío que le invitara un pan.
Según información, la mujer trabajaría en la Municipalidad de Arequipa, donde ganaría mil 500 soles y no les daría ni un sol a sus menores hijos, menos a su esposo.

Después del velorio que realizaron en la ciudad de Puno, ayer los restos de Policarpio Ramírez y sus dos hijos, fueron trasladados hasta el distrito de Paucarcolla, donde se cumplió con el entierro correspondiente en el cementerio central, allí las tías de los angelitos protagonizaron dramáticas escenas de dolor.

Tras el entierro, por poco se arma un pleito en el interior del cementerio, donde familiares y conocidos de Policarpio, le gritaban: “conchuda, ahora recién lloras, por tu culpa él tomó esas decisiones, eres una fingida, todo lo vas a pagar”. Transcendió que en la carta dejada por el padre responsabilizaría de su fatal decisión a su esposa, quien le habría sido infiel.

Pidieron que la Policía y el Ministerio Público investiguen y hagan justicia. “En este lamentable suceso hay un responsable, sólo pedimos a las autoridades hagan justicia”, dijo una tía.

inmobiliaria

Edición digita

Buscas casa
aire acondicionado

Publicidad