Cercado. Entrar gratis a los museos del Estado, cada primer domingo de cada mes, no es posible en Arequipa porque el Ministerio de Cultura (MC) no tiene ninguno en la región.

.

Así las cosas, la Ley General del Patrimonio Cultural de la Nación Nº 30599 (aprobada el 28 de junio de este año), que avala el ingreso gratuito, no beneficiará a ningún arequipeño.

.

Ironías de la vida, existen museos privados a los que sí se puede ingresar gratis o a precios cómodos.  Por ejemplo, en el Museo de Arqueología de la Universidad Católica Santa María (UCSM) se exhiben más de 700 objetos entre cerámicos, textiles, fardos funerarios, objetos líticos y herramientas de madera y metal de las culturas pre-incas hasta la época colonial del Perú.

.

El museo se divide en cinco salones. En los primeros tres salones se exhiben más de 40 cerámicas y restos de cuatro momias de las culturas Nazca y Tiwanaku.  Dos de ellas están intactas, enrolladas en sus mantos fúnebres. María, la guía del museo, cuenta que fueron antiguos guerreros nazcas que murieron en alguna batalla del pasado. Por eso los enterraron con sus distintivos militares.

.

En esta sala también se exhibe cuchillos y puntas de flecha de metal y piedra que los los antiguos waris e incas usaban para cortar carnes y pelear en época de guerra. También, se pueden observar algunas ollas y platos de otras culturas como Acarí, Churajón, Arunis y La Ramada. En el cuarto salón se exhiben 10 mantos textiles, que los incas usaban como vestimenta y algunos para envolver a sus familiares muertos.

.

LAS TRES BANDERAS
En el último ambiente se exhiben algunos objetos de la época colonial del Perú y algunas armas que fueron usadas en la guerra con Chile.

.

Además, se pueden observar réplicas de las tres primeras banderas que creó el libertador, José de San Martín. Y como reliquia invaluable se exhibe, en una vitrina, un uniforme de batalla del regimiento español Dragones de Numancia. El museo está ubicado en la calle Cruz Verde 303 y atiende de lunes a viernes de 8:30 a. m. a 4 p. m. ¿El costo del ingreso? Ninguno. Es gratuito, pero si uno quiere puede dejar una colaboración voluntaria al terminar su visita.

.

LAS ARMAS DE LA GUERRA
En el segundo piso de la casa de César Augusto Peréz Zúñiga se exhiben cientos de objetos entre armas y uniformes que fueron usados por las tropas de peruanos y chilenos en la Guerra del Pacífico.
César es excadete de la Escuela Militar de Guardia Civil, en Lima, y hace más de un año abrió su Museo Histórico Policial Militar Paleontológico y Espacial (Hispomiape) en su propia vivienda, ubicada en la avenida Arequipa de Socabaya. César cobra S/5 a cada visitante.

.

MUSEO DE MONEDAS
Otra galería con ingreso libre es el Museo del Banco Central de Reserva del Perú. El museo tiene su sala central “numismática”, donde se pueden apreciar billetes y monedas que fueron acuñadas en el Banco Central de Reserva de Arequipa entre los siglos XVI y XVII.

.

El museo cuenta también con una pinacoteca que alberga 17 cuadros del siglo XVIII de la Escuela Cusqueña; así como piezas arqueológicas en metal y cerámica de las culturas Chavín, Chimú, Moche, Virú, Recuay, Nazca e Inca. La galería está ubicada en la calle La Merced 201 (Cercado) y atiende de lunes a viernes de 9 a. m. a 3 p. m.

.

PRECIOS CÓMODOS
La Casa de la Cultura de la USCM, ubicada en la calle La Merced 110, es una alternativa de museo con precios cómodos.
El ingreso vale S/ 5 y conserva la joya más preciada de Arequipa: la Momia Juanita, que está en exhibición desde 1996.
Para los extranjeros el ingreso vale S/20. Antes de ingresar a ver a la Momia Juanita se presenta un video de toda la expedición que se realizó para encontrarla. En el local también se exhiben cerámicos y mantos textiles de la cultura Inca, que tienen una antigüedad de más de 550 años.

.

CONVENTO DE MONJAS
El Monasterio de Santa Catalina es otra de las alternativas con precios cómodos para escolares y universitarios. El costo del ingreso para ellos es de S/6 y S/12 respectivamente.

.
El convento de Santa Catalina es un complejo turístico religioso donde antiguamente vivían monjas. Por dentro es una pequeña ciudadela construida en barro y sillar con magníficas pinturas que ocupan un área de 20 mil metros cuadrados. El lugar se divide en cuatro barrios con la finalidad de emular la distribución urbana arequipeña de los primeros años de la Colonia.

.

Como ve, son muchas las alternativas para apreciar la cultura de nuestro país. La inversión por el conocimiento que adquirirá es mínima.

Edición digita

Buscas casa

Publicidad