Otro hecho escandaloso se registró ayer en el máximo órgano de gobierno encargado de fiscalizar y legislar en el Gobierno Regional de Puno, pues la mayoría de los consejeros oficialistas del movimiento PICO y los dos tránsfugas (Uriel Salazar y Leonidas Cano) merodearon al interior de la sede regional para no concurrir a la sesión de consejo donde estaban citados los directores de las Redes de Salud, quienes tampoco asistieron pues debió existir una concertación.

Ante esa situación a falta de quorum se suspendió la sesión.
Algunos de ellos aparecieron en el primer llamado como Héctor Mochica y en el segundo llamado ya no estaba.

SE ESCONDIÓ
Otro hecho que llamó la atención es del consejero del Fadep, que ahora forma parte del oficialismo, Leonidas Cano quien dejó su maletín en la mesa del Consejo, pero al ver a los medios se escondió durante horas en una oficina del Consejo. Ya que con su concurrencia hubiera existido el quorum.

BLINDAJE
La reconsideración a dos funcionarios censurados (Edson Pizarro y Hitler Lozano) sigue dilatándose.

vitplanet

Edición digita

Buscas casa

Publicidad