Juliaca. El último resultado del análisis de agua a los pozos adyacentes al botadero de Chilla realizado por la Dirección General de Salud Ambiental e Inocuidad Alimentaria (Digesa) concluyó que el recurso hídrico no es apto para el consumo humano.

En mayo del presente año se realizó el muestreo del agua para el consumo humano en 9 pozos ubicados en las inmediaciones del botadero de Chilla, encontrándose en el líquido elemento metales pesados, como aluminio, arsénico y cloruros. Asimismo, se encontró coliformes totales y coliformes termotolerantes, por lo que el agua de los pozos no es apta para el consumo humano.

En ese sentido, la Digesa en su informe recomendó a la Municipalidad Provincial de San Román, en coordinación con el Ministerio de Vivienda, Construcción y Saneamiento priorizar la ejecución de obras de agua y saneamiento en Chilla a fin de garantizar agua saludable para los moradores.

El Organismo de Evaluación y Fiscalización Ambiental (OEFA) también reportó que el botadero de Chilla es de alto riesgo, por lo tanto, recomendó a la municipalidad clausurar el vertedero.

Sobre el tema, el dirigente de Chilla, Claudio García, dijo que estos resultados son más que suficientes para el cierre definitivo del botadero por ser un agente altamente contaminante que pone en riesgo la salud del poblador.

inmobiliaria

Edición digita

Buscas casa
aire acondicionado
bife

Publicidad