Cojata. Luego que un grupo de pobladores desconocidos ingresaron el último fin de semana a la comunidad campesina de Aurora, del distrito Fronterizo de Cojata, el propietario Carlos Apaza López, con partida electrónica N° 05051990 de la Superintendencia Nacional de Registros Públicos – Sunarp, solicitó a las autoridades competentes a que puedan actuar en contra de este grupo de invasores de terrenos, que se asentaron en su propiedad.

Se presume que los invasores serían pobladores del distrito de Inchupalla, en el lado boliviano.
“Este grupo de personas vino el fin de semana y quisieron posesionarse sin tener ningún tipo de documento… aduciendo ser adjudicatarios de dichos terrenos”, enfatizó.

Los supuestos invasores llegaron en varios buses, combis, camionetas y de manera prepotente agredieron a varios de los comuneros de la zona, sobre todo a unas cuantas señoras que pastaban sus ganados en ese momento.
El propietario teme por su vida y pide las garantías del caso.

CONTAMINACIÓN
Ante esta situación, pobladores del distrito de Cojata amenazan con marchar a Puno contra la contaminación minera del lado boliviano y la invasión que vienen sufriendo.
Además hacen recuerdo que el río Suches que ingresa a tierras peruanas afecta a varias comunidades.
Juan Iquise Tito denunció que las autoridades del distrito no hacen nada en favor del productor alpaquero que ahora con esta contaminación se ven seriamente afectados.

inmobiliaria

Edición digita

aire acondicionado
Buscas casa

Publicidad