Desaguadero. La localidad de Desaguadero se encuentra mortificada luego de que se supo el intento de asesinato que sufrió el gerente municipal, Marco Cutipa Quenta, de 34 años.

La madrugada de ayer viernes un hombre encapuchado provisto de arma blanca, intentó quitarle la vida a Cutipa Quenta en su domicilio.

Sus vecinos contaron que al promediar las 4:45 de la mañana fue auxiliado por los galenos del Centro de Salud de Desaguadero.
La víctima tiene varios cortes en el cuerpo, pero su rostro habría quedado totalmente desfigurado.

Por el estado de su salud, la tarde de ayer los médicos de Desaguadero lo transfirieron a la ciudad de Puno.

Edición digita

Buscas casa
Natural English2

Publicidad