Juan J. C. (18), y al menor Y.A.F.R. (16),

Sin Fronteras Puno

Puno. Una menor de edad se salvó presuntamente de ser ultrajada sexualmente luego de que agentes de Serenazgo intervinieran a dos sujetos que, según denuncia de los vecinos,  la arrastraban semiinconsciente hacia unos totorales en la avenida Costanera, en la esquina con el jirón Candelaria. El hecho ocurrió al promediar las 22:40.

Al ser avisados del incidente por vecinos y taxistas que pasaban por la zona, los agentes intervinieron a Juan J. C. (18), y al menor Y.A.F.R. (16), al hacer una revisión de sus pertenencias encontraron un arma blanca. “Dijeron que recién habían conocido a la chica en una de las discotecas que están a dos cuadras más allá de la ´Plan B´ pero no se acordaban”, dijo uno de los serenos que participó en la intervención.

Ambos sospechosos fueron trasladados a la Comisaría Central de Puno, el menor fue derivado a la Comisaría de Familia. Debido a su estado de embriaguez, la menor H.S.Y. (15) fue llevada al servicio de emergencia del hospital regional de Puno, ella reaccionó recién en horas de la mañana del domingo, pero en todo momento se rehusó a ser identificada. “No quiso darnos su nombre, se puso malcriada y al final se fugó del hospital”, dijo uno de los trabajadores de salud.

Ante los agentes la menor dijo que los dos sospechosos eran sus amigos y que no quería tener problemas, entrando en contradicción con lo que dijo uno de ellos. Por disposición del fiscal Juan Monzón, el detenido fue liberado; el menor también fue entregado a sus familiares.

.

Edición digita